CensSenseLlar2019

La noche del 12 de junio, en el marco del censo de personas sin hogar, localizamos a casi 1.200 personas durmiendo en la calle en Barcelona y 347 quisieron hablar con nosotros. Ya tenemos los primeros resultados y tras cuatro ediciones empezamos a ver tendencias. Se agravan los problemas de salud, la percepción de agresiones y la posibilidad de cubrir las necesidades básicas, mientras que se reduce el número de personas en situación de vulnerabilidad elevada o media.

Más tiempo viviendo en la calle

Censo de personas sin hogar y media de tiempo en calle
Aumenta a 3 años y 11 meses el tiempo de estancia en la calle de las personas entrevistadas durante el censo, siete meses más de media que en 2018. También destaca el incremento de las personas que han sido víctimas de agresiones físicas y/o verbales los últimos seis meses: de un 30% en 2018 a un 38% en 2019 (43% entre las mujeres).

 

Menos vulnerabilidad

Vulnerabilidad en el censo de personas sin hogar de Arrels

El 63% de las personas sin hogar sufre una situación de vulnerabilidad elevada o media, una cifra que se reduce por cuarto año consecutivo (partiendo de un 80% en 2016). Y el 41% afirma haber sido atendida por algún trabajador/a social los últimos seis meses, con un ligero incremento desde 2017 (en 2018 era de un 35% y en 2017 del 45,5%).

El censo de personas que viven en la calle de este 2019 ha contado con 549 personas voluntarias que recorrieron 61 barrios de Barcelona. El número de personas localizadas ha crecido un 27% en cuatro años, de 941 personas en 2016 durante el recuento de la Red de Atención a Personas Sin Hogar a cerca de 1.200 este año.

¿Qué situación de vulnerabilidad presentan?

Media de edad en el censo de personas sin hogar de BarcelonaLas 347 personas sin hogar que este año han participado en el censo han contestado preguntas sobre su estado de salud, el tiempo que hace que viven en la calle, su edad, si han sufrido o no agresiones, etc. El conjunto de las respuestas permite saber el grado de vulnerabilidad que presenta la persona.

  • El 11% presenta una situación de vulnerabilidad elevada; eso significa que necesitan una intervención social prioritaria. Si sumamos a las personas que también tienen una situación de vulnerabilidad media, la cifra aumenta hasta el 63%.
  • El 83% son hombres, el 11% son mujeres y el 6% se consideran otros/as.
  • La media de edad es de 42,3 años; más de la mitad (57%) tiene entre 25 y 49 años y la franja de personas que tiene entre 50 y 64 años sube hasta el 28%.
  • Las 347 personas entrevistadas proceden de 49 países diferentes. Los principales países de procedencia son el Estado español (25%), Rumanía (16,1%), Marruecos (12,1%), Italia (4,6%) y Polonia (3,7%).

 

¿Qué situación tienen?

  • Las personas que hemos entrevistado hace 3 años y 11 meses que viven en la calle, de media. El 59,4% hace un año o más que duerme en la calle.
  • El 44% ha tenido dificultades para acceder a un alojamiento porque las personas no estaban empadronadas.
  • El 73% de las personas entrevistadas no tiene ingresos ni de prestaciones sociales, ni de herencias, ni de trabajo en negro. Eso supone 7 puntos menos que en 2018.
  • En el caso del 18% de las personas entrevistadas, el consumo de alcohol o droga ha dificultado su permanencia en un alojamiento o ha sido el motivo por el que la persona ha tenido que dejar el alojamiento. El 11% de las personas con problemas de salud física también se ha encontrado con esta situación.

 

¿Tienen apoyo social?

  • El 44% de las personas entrevistadas dice no haber sido atendida por ningún trabajador/a social ni similar en los últimos seis meses.
  • El porcentaje de personas encuestadas que dice haber utilizado los servicios de urgencias sociales en los últimos seis meses aumenta en relación al año pasado y es del 21%.

 

¿Pueden ir al médico?

  • El 46% de las personas explica que tiene problemas de salud física.
  • Casi tres de cada diez personas entrevistadas dice padecer enfermedades crónicas.
  • Más de la mitad de las personas encuestadas (el 53%) afirma tener tarjeta sanitaria. El 39% afirma no tener tarjeta sanitaria y el resto no sabe o no contesta.
  • Los resultados del censo muestran también una cifra preocupante: el uso de los servicios de salud de emergencia ha aumentado en relación al año pasado. Hay más personas que afirman haber recibido atención médica en urgencies (35,4%), más personas han sido ingresadas en el hospital (21,9%) y más personas han necesitado una ambulancia (17,8%).

 

¿Se sienten protegidas?

Personas víctimas de agresiones que han participado en el censo de personas sin hogar de Arrels

  • El 38% de las personas entrevistadas afirma haber sido víctima de violencia física y/o verbal; eso significa un 8% más que el año pasado. En el caso de las mujeres, la cifra llega hasta el 43%.
  • El 17,58% de las personas entrevistadas dice tener causas legales pendientes con las justicia y el 19% dice haber sido retenida en algún momento en comisaría.
  • Destaca también que el 6% de las personas entrevistadas dice haber sido forzada, engañada o presionada para hacer alguna cosa contra su voluntad, una cifra ligeramente superior a las de años anteriores.

 

Más información:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *