Las noches del 6, 7 y 8 de junio hemos recorrido Barcelona para encuestar a las personas que duermen en la calle y saber qué grado de vulnerabilidad sufren. La acción ha sido posible gracias a la implicación de 400 personas voluntarias. Han sido tres noches de emociones, historias humanas y aprendizajes. Compartimos las experiencias que nos han hecho llegar algunos de los voluntarios y voluntarias participantes.

Los voluntarios y voluntarias del censo de personas sin hogar nos han hablado de historias de vida y de las realidades que se han encontrado. También han compartido sus impresiones y opiniones, pero sobre todo nos han contado los aprendizajes que se llevan de esta experiencia.

“Nos contó que era diabético y no podía llevar una dieta correcta”

Durante tres noches hemos entrevistado a 355 personas que duermen en la calle en Barcelona. Las hemos encontrado durmiendo en cajeros, bancos, portales o directamente al raso y hemos conocido sus historias y necesidades. Así las cuentan los voluntarios y voluntarias:

“Había una persona durmiendo en medio de un parque, sin resguardarse de nada, y me ha sorprendido que estuviera tan en medio con la humedad que hay en esta zona”. – VOLUNTARIO

“Me ha llamado la atención un señor mayor que estaba durmiendo en la calle desde hacía tres meses, y que cobra su jubilación pero que no encuentra un piso de alquiler que sea más barato de 450€-600€”.– AGUSTINA

“Lo que más me ha impactado es ver a personas con dificultades físicas y gente mayor con situaciones familiares muy complicadas”. – NATALIA

“Nos contó que era diabético y que su mayor problema no era no tener la insulina, sino poder llevar una dieta sana y correcta, como le corresponde a cualquier persona con esta enfermedad”. – KHIRANA, en el blog Hemisferio Izquierdo

“Un señor nos ha contado que hay una vecina que le facilita medicación porque tiene problemas de reuma y que cuando hace frío se le ponen las manos enturbiadas”. – ADRIANA

“Lo que me ha impresionado es la gran diferencia de edades que hay, y muchos extranjeros que vienen absolutamente desprotegidos y que no tienen manera ni de irse como para rectificar, eso impresiona mucho. Sobre todo sus miradas de entre miedo y agradecimiento.” – VOLUNTARIA

 

“Dejar de estigmatizar la pobreza y verla de cara”

El censo de personas sin hogar es también una acción de sensibilización ciudadana, que permite “dejar de estigmatizar la pobreza y verla de cara”, como nos cuenta una voluntaria. Éstas son algunas de las sensaciones y aprendizajes que hemos recogido de las personas participantes.

“Nos ha sorprendido mucho ver que se trata de personas con estudios, de personas que van cada día a la biblioteca, que nunca se hubieran imaginado encontrarse en esta situación”.– GRUPO DE VOLUNTARIAS

“Tienes la imagen de la persona alcohólica, que está loca, que va muy sucia. ¡Y no! Es una persona normal y corriente, como yo, que está durmiendo en la calle”. – ISABEL

“A mí lo que me ha impresionado es la dignidad de la gente que está en la calle, no estan resignados ni vencidos sino que tienen ganas de superación”. – VOLUNTARIO

“El censo para mí ha sido una experiencia súper emotiva, muy intensa y sobre todo muy humana. Me quedo con las miradas, miradas que me han tocado, miradas que hablan. Yo he leído agradecimiento pero debe haber muchas más cosas que se escapan. En todo caso son miradas inolvidables”. – XAVI

 

“Hemos recorrido mucho camino pero aún queda trabajo que hacer”

Los voluntarios y voluntarias también han compartido opiniones que hablan de conciencia social, resultados y soluciones, pero sobre todo del trabajo que queda por hacer para conseguir el reto #nadiedurmiendoenlacalle.

“Pensar que estamos en Barcelona, una ciudad tan bonita, tan rica, tan plena y lo que tiene son muchas personas en absoluta pobreza rodeadas de riqueza. Verlo con tus propios ojos no deja de ser un dolor por dentro que te toca la parte de la conciencia social, ya no estamos hablando de la desigualdad mundial sino de personas que viven en nuestro pueblo”. – ANNA

“Ha sido un privilegio. Somos afortunados de conocer y estar cerca de ciudadanos que esconde nuestra sociedad hipócrita”. – BERTA

“Noches como hoy te hacen ver que sí, que hemos recorrido mucho camino pero que aún queda mucho trabajo por hacer. Hay que llegar a todo el mundo y tenemos que encontrar el canal porque hay mucha  gente durmiendo en la calle y verlo es sorprendente”. – LAIA

“Tengo ganas de ver resultados y soluciones. Me llevo una realidad dura y pura, y una experiencia muy guay. Y tristeza. Y ganas de cambiar el mundo”. – CARLOTA

 

Més informació

El día a día del #CensSenseLlar, desde distintos puntos de vista

El #CensSenseLlar en imágenes

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *